baggy pants prohibidos1 baggy pants prohibidos

La moda de llevar los pantalones por debajo del culo luciendo calzoncillos, tal vez tenga sus días contados en los Estados Unidos, parece ser que el concejal Timothy Holmes de la ciudad de Opa-locka del estado de Florida, se ha cansado de ver deambulando por las calles a jóvenes enseñando su ropa íntima y pretende prohibir el uso de los “baggy pants” (pantalones bajos) para evitar tan “esperpéntico espectáculo”.

La moda de los “baggy pants” tiene un origen curioso, ya que surge de la prohibición de utilizar cinturón en determinados centros de detención para jóvenes conflictivos, de donde estos salían sin ese complemento y por consiguiente con los pantalones bajos, la idea gustó y se convirtió en tendencia en la pasada década y hoy en día siguen siendo muchos los jóvenes que visten sus pantalones de ese modo.

La prohibición de utilizarlos ahora, si es que se aprueba definitivamente, no llevará asociada ni una condena ni una multa, sólo impedirá la entrada en edificios públicos, además la medida adoptarse simultáneamente en otros estados, al menos Dallas en Texas y Atlanta en Georgia, también están pensando en posibilidades similares.

Personalmente no me gustan los “baggy pants” y comprendo que no constituyen una indumentaria adecuada para acudir a hacer gestiones a un edificio público, supongo que quien los lleva también lo sabe y precisamente lo hace como un acto de rebeldía, también creo que las cosas tienen la importancia que se les quiere dar y esta prohibición puede tener un efecto contrario al deseado, posiblemente a partir de ahora su uso cobre aún más auge, en cualquier caso estoy segura de que EEUU tiene problemas más graves de los que ocuparse, que la forma de vestir de unos cuantos ciudadanos. Y vosotros …¿Que opináis?

1 Comentario

  1. Estoy de acuerdo contigo, a mi personalmente tampoco me gusta, además de resultar incomodísimo y dejar desprotegida una de las zonas del cuerpo más sensibles tanto a los cambios de temperatura como a los roces y demás, pero creo que prohibir no resuelve nada, y a determinadas edades, menos. Yo también me temo que se produzca un efecto rebote.

Comments are closed.