El maquillaje natural es mejor para tu piel 

maquillaje natural

La industria de la belleza, el maquillaje en particular, siempre ha estado bajo un enorme catalejo. Desde controlar qué sustancias utilizan hasta controlar las etapas de prueba y sobre qué o quiénes son las cosas particulares que se están probando. El maquillaje no es tan fácil de producir y el que es saludable es aún más difícil. 

Hay mucho ensayo y error y hay muchas pruebas por hacer para lograr los resultados deseados. En algún momento, esta industria se vio sacudida por las pruebas con animales y los derechos de los animales, lo que hizo que las empresas cambiaran su forma de actuar.

Hoy en día tenemos diferentes tipos de preocupaciones y sobre todo nos preocupamos por nuestra salud y la salud del medio ambiente. Como sabrás, para crear algo, se mezclan grandes cantidades de diferentes productos con químicos y mucha energía. La mayoría de estos son nocivos para el medio ambiente, por lo que la industria, una vez más, tuvo que hacer ciertos cambios para reducir la contaminación y los productos químicos que entran en el aire, el agua y la tierra.

maquillaje natural
pixabay.com

Pero, ¿qué pasa con la maquillaje natural?

Parece que la maquillaje natural se ha olvidado pero la realidad es que es mejor para tu piel y para el medio ambiente en general.

El maquillaje natural ya no se trata de salvar el medio ambiente, es una demanda de salud y productos de consumo mejores y más seguros. Entonces, ¿qué intentan venderte los productores de maquillaje natural? Bueno, el hecho es que les preocupan los químicos como los ftalatos y los parabenos, que son los llamados disruptores endocrinos. 

Estos son tan malos y tan poderosos que con el tiempo que pueden terminar alterando sus hormonas y varias organizaciones científicas líderes los han relacionado con problemas de diabetes, infertilidad, problemas neurológicos, cánceres y mucho más. Lo que es aún peor que esto es el hecho de que se encuentran en casi cualquier producto, desde limpiadores hasta humectantes.

Debes saber que los parabenos y otros productos químicos son algo que puedes encontrar en todos los productos para el cuidado de la piel y productos de maquillaje. Se utilizan para que estos se sientan, huelan mejor o duren más. No existe una investigación exhaustiva ni ningún resultado que muestre el lado malo de los parabenos o que tengan efectos nocivos para los consumidores. 

Se acabaron los tiempos en que estábamos desinformados, desinteresados e incapaces de encontrar la información correcta. Los momentos son cuando damos la vuelta a los paquetes de cualquier cosa y desciframos lo que compramos, lo que estamos comiendo y lo que se ha añadido o restado de cualquier producto, desde alimentos hasta nuestra atención médica.

maquillaje natural
pixabay.com

Los químicos los absorbe el organismo  

Lo que también sabemos, pero de alguna manera elegimos no saber, es el hecho de que cualquier cosa que te pones en la piel también se absorbe en tu organismo, como cualquier cosa que comes o bebes. Es un poco más lento, pero finalmente ocurre y puede ocasionar muchos problemas. 

Nuestra piel es el órgano más grande de nuestro cuerpo y siempre debemos tener eso en cuenta. Esta es la razón por la que todos deberíamos empezar a prestar más atención a lo que ponemos en nuestra piel y buscar siempre productos realmente naturales.

Volvamos a la naturaleza

Hace cientos de años no había productos químicos, no había aditivos y no se les añadía ingredientes cuestionables al maquillaje, era todo más natural. En aquellos días, el maquillaje no podía ser comprado ni poseído por todos. Solo familias reales o aquellas que tenían una posición más alta en la sociedad tenían posesión. Esta fue la razón por la cual estos productos para la piel y el cuidado de la salud eran puramente naturales y por qué nunca tenían nada malo o sintético en ellos.

Hierbas, plantas, agua de manantial y otras cosas eran los ingredientes principales y se añadían ciertas hojas, hierbas y flores para dar color, olor, consistencia, etc. Había un puñado de plantas que se pensaba que tenían algún tipo de beneficios medicinales y eran usado abundantemente. 

Con el paso del tiempo, el conocimiento y los usos de estas cremas y pomadas se ampliaron y, a lo largo de los años, llegamos al consumismo masivo, en el que se hace todo lo posible para hacer la mayor cantidad del producto necesario, tan diverso como sea necesario y al mejor precio posible.

En aquellos años lejanos solo necesitabas varias hierbas como árnica, reina de los prados, borraja, caléndula, alfalfa y algunas otras para mezclar con aceites naturales obtenidos de aceitunas, saúco o cualquier otra planta, y lo que resultaba era un completo cuidado de la salud… producto de maquillaje que era 100% natural.

maquillaje natural
pixabay.com

Olvidamos que la naturaleza fue nuestra colaboradora y que nos proporcionó todo lo que necesitábamos mientras buscábamos ayuda. Los seres humanos, los animales y la naturaleza están diseñados para trabajar juntos y vivir juntos y tener todo lo que necesitan sin problemas. Durante la evolución y nuestra lucha por la perfección, la tecnología y la facilidad de vida, olvidamos que éramos una pieza en ese rompecabezas e hicimos una compensación que ahora está sofocando lentamente a las otras dos piezas.

Es por esto que todos debemos volver a nuestras raíces, debemos cuestionar aún más lo que comemos, bebemos y ponemos en nuestra piel y cuerpo. Todos tenemos que volver a la naturaleza siendo la forma natural de mantener nuestra salud. La naturaleza responderá de la única manera que sabe: con nada más que beneficios.

Ir arriba