Todos los años, las mujeres nos marcamos diferentes propósitos para el nuevo año que se avecina. Como ya queda muy poco para el Año Nuevo 2011, tengo que definir al menos 3 propósitos que tengan algo que ver con la moda.

Se preguntarán por qué necesariamente tienen que ser 3 propósitos relacionados con la moda y no con otros aspectos de mi vida diaria. Para explicarles de manera breve, les diré que tengo que hacer un gran esfuerzo para enforcarme en algo que tenga que ver con la moda, y esto tiene que ver con el deseo de querer pulir mi estilo y explorar otras alternativas en cuanto a ropa, que no tengan nada que ver con lo que hoy uso.

Resolución 1: Comprar tacones

Yo soy de esas mujeres a las que les gusta andar cómoda. Me he comprado muchos tacones antes, pero he cometido un error. No les he revisado con suficiente minuciosidad las costuras, aunque estén confeccionados de cuero, y eso ha significado después, tener que soportar un calvario.

En el caso de otros zapatos que he adquirido compulsivamente, no he querido dejar de comprarlos pensando que son lo más hermoso que he visto y luego, por quedarme tan apretados no los puedo usar y aunque los mande a arreglar, siempre queda algún detallito que me termina dejando los pies adoloridos.

El año 2011 compraré muchos tacones, pero de los buenos, en cuanto a calidad, precio y privilegiaré en ellos la comodidad, porque de que existen los tacones cómodos, si existen.

Resolución 2: Vestidos de color

Mi armario está casi lleno de vestidos negros y prendas oscuras. Últimamente me ha dado por incorporar algo de color, pero reconozco que me falta mucho para llegar a tener un armario que verdaderamente se pueda catalogar como alegre y colorido.

El año 2011 compraré muchos vestidos de color, cuidado que el calce, el modelo y las telas me dejen realizar mis tareas del día a día, que las telas sean tan suaves y respirables que ni se sientan y que todo quede acorde con mi personalidad, una mezcla de chica dulce y atrevida.

Resolución 3: Joyas

Hubo un tiempo durante el cual acumulé muchas joyas, y nunca me he arrepentido de esto, porque he visto como con pequeños aportes al joyero, el stock crece y crece y cada día tengo más alternativas para complementar el look.

Durante el año 2011, compraré más joyas, pero incorporaré aquellas artesanales que vienen llenas de color, para ir variando de los tradicionales y elegantes metales de siempre, como el oro y la plata. Quizás un anillo de acero me vendría bien, voy a evaluar todas mis posibilidades…¿y ustedes, qué resoluciones tomarán?.

Fotos: (Andrea R.)  flickr, (Katie T.) flickr

Comments are closed.