Apenas hemos empezado el verano, aún estamos algunas eligiendo bikini para irnos a la playa en cuanto nos den las vacaciones, pero las marcas no nos dan un respiro, y no paran de sacar ya los avances de sus colecciones para este otoño. Ahora le toca el turno a la tienda británica Topshop.

Si el catálogo de Blanco pre-fall pecaba de parecer excesivamente primaveral, el de Topshop se pone en el extremo contrario, y viste a sus modelos como si en cualquier momento fuese a hacer acto de presencia una ola de frío polar. Las pieles son las protagonistas de esta propuesta, tanto las reales como las sintéticas, y Topshop reinventa y reivindica el abrigo-capa de mangas muy anchas, que promete convertirse en uno de los must-have.

Lo único que me asusta es el toque punk de algunas de sus prendas más góticas, que combinan cuero y tachuelas. ¿No se suponía que ya era hora de pasar página y dejar atrás los aires ochenteros?…

Vía | Topshop

Fotografías | Trendencias

Comments are closed.