Que un desfile comience con una modelo vestida con pantalón, camisa y jersey le puede parecer un chiste a más de uno pero la función de Ángel Schlesser en la moda española no es epatarnos sino demostrar cómo se puede conseguir el reconocimiento a través del buen corte de sus prendas.

Una temporada más, Schlesser nos presenta una mujer actual que apuesta por la sencillez y el minimalismo, los colores clásicos como el negro y el azul oscuro, las faldas tubo y los pantalones anchos con mucha caída. Este año ha hecho un par de concesiones: una de ellas al color rosa maquillaje, un tono nada estridente que casa muy bien con el estilo del resto de sus prendas, y otra por los estampados salvajes, un poco dudosa, porque uno de los tejidos parecía un poco grosero y hacía un contraste muy raro con las telas vaporosas.

Lo mejor: el corte de los pantalones

Fuente: Image.net

Comments are closed.