Miguel Marinero por su parte ha hecho un homenaje a la piel trabajada de forma artesanal.

Sobre la pasarela hemos visto desfilar auténticas obras de arte realizadas en piel en diferentes tonos, aunque con un claro predominio de los grises, negros y marrones muy oscuros.

Abrigos tres cuartos en diferentes formas y diseños combinados con guantes largos de cuero han paseado lujo y estilo evocando la década de los 80.

Capas y abrigos a dos pieles con rayas se convertían en el perfecto complemento para un traje de chaqueta o unos sencillos jeans.

Espectaculares estolas de piel tanto para ellos como para ellas.

Migue Marinero ha hecho en este desfile un guiño a los hombres para que se animen con las pieles y no ha sido el único, por lo que parece que este año los chicos no se conformarán con los clásicos abrigos y más de uno apostará por las pieles.

También hubo abrigos en pequeñito, una preciosa niña rubia desfilo con varias creaciones que prometen ser toda una revolución en moda infantil.

Vimos también gorros de piel al más puro estilo de la Rusia zarista y estolas en blanco prístino que destacaban sobre cualquier prenda con personalidad propia.


Fotos: Elle

Comments are closed.