desgastar vaqueros
Fuente: Pixabay Unsplash

¿Por qué comprarlos rotos si podemos desgastar vaqueros nosotras mismas en casa? Hoy te damos las claves para hacerlo y que parezcan recién sacados del escaparate de Zara.

Un verano más, los vaqueros vuelven a ser la prenda estrella. Y de nuevo, vienen customizados y más rotos que nunca. Olvídate de esos vaqueros impolutos que parecen recién salidos de la tienda. Ahora, cuantos más agujeros y más hebras sueltas tenga mejor. Y no sólo hablamos de pantalones, la moda desgastada también inunda las chaquetas, shorts y faldas de esta temporada.

Herramientas para desgastar vaqueros

Si quieres desgastar vaqueros en casa tus aliados serán:

  • Piedra pómez: lograrás desgastar la tela sin romperla. Quedará una zona más clara.
  • Cuchilla: deshilachas con cuidado sin llegar a romper el pantalón y crear agujero.
  • Lejía: con ella conseguirás la famosa moda de los pantalones tie dye (desteñidos)
  • Lija: es preferible la piedra pómez pero consigue el mismo efecto. Eso sí, tendrás que dar varias pasadas porque es menos resistente.
  • Rallador de queso: deshilacha y rompe los vaqueros con facilidad. Perfecto si quieres un resultado muy roto.
  • Pinzas de depilar: son las que tienes que utilizar para sacar los hilos de las zonas que cortes, para que no quede ‘como recién cortado’.

Desgastar vaqueros con piedra pómez


Aunque te suene a chino, seguro que tienes alguna por casa. O tú o tu abuela, pero es uno de esos objetos cotidianos que te ayudará a desgastar tus vaqueros a la perfección. Con ella, conseguirás desgastar la tela denim sin llegar a romperla. Es decir, lograrás tonos degradados, zonas más claritas, algunos deshilachados…

La clave está en deslizar la piedra por el vaquero en una misma dirección (preferiblemente en la misma dirección del tejido) y hacer presión según el desgaste que queramos conseguir. Para que sea más fácil, pon una madera o una superficie plana bajo la zona del vaquero que vas a romper. Te aconsejamos lo hagas en la zona de las rodillas, los muslos o las tibias.

Desgastar vaqueros con lejía paso a paso

Antes de empezar, recopila los materiales necesarios:

  • Lejía
  • Gomas elásticas
  • Guantes de látex

Primero, mete los vaqueros en un cubo con agua. Déjalos que se empapen durante unos minutos y escúrrelos con la mano (no hace falta que queden secos del todo). Ahora, coge las gomas elásticas y haz varios nudos. Haz los que tú quieras teniendo en cuenta que cuantos más hagas, más zonas desteñidas tendrás. Toca hacer la mezcla. Ponte los guantes y mezcla en un cubo agua y lejía (por cada 1’5 litros de agua añadas dos vasos de lejía). Después solo queda esperar. No hay un tiempo establecido, así que ve echando un vistazo y sácalos cuando tengan el tono que deseas. Ten en cuenta que cuando se sequen quedarán varios tonos más claros. ¿Veis? Es fácil y así, volverás a ponerte esos vaqueros que ya no te hacían tanta gracia.

Ideas para adornar vaqueros rotos

En este vídeo podéis ver un montón de posibilidades que ofrece ésta herramienta (piedra pómez) junto con las tijeras y las pinzas de depilar. Veréis cómo los agujeros de los pantalones dan mucho juego y podéis adornarlos con encaje o los parches que este año están tan de moda y que hemos podido ver, por ejemplo, en el catálogo de Pull&Bear 2016. 

Diferentes formas de romper los vaqueros

La blogger Natalia Cabezas, más conocida como Trendy Taste nos explica en el siguiente vídeo diferentes formas de desgastar vaqueros, romperlos, adornarlos y customizarlos. Desde hacer los famosos rotos de las rodillas, deshilachar los bajos hasta hacer auténticos agujeros en los muslos.

Reciclar vaqueros y prendas denim

Lo que más nos gusta de esta técnica es que podemos reciclar los vaqueros que ya no nos poníamos. Esos pantalones que no te gustaban y que ya estaban un poco pasados o los veías demasiado monótonos… ¡ya puedes darles una mejor vida! Unas tijeritas, un par de cortes y ¡listo! Y si después le sacas algunos hilos con las pinzas de depilarpara que el agujero quede más casual, todavía mejor.

Lo mismo puedes hacer con tus chaquetas vaqueras si ya consideras que merecen un arreglillo. Ponte manos a la obra, eso sí, no vayas a pasarte y parezca que te has peleado a muerte con Lobezno, que tampoco hay que rajar tanto. ¡Ah! y si cortas un vaquero largo para convertirlo en corto… no tires los restos denim y aprovéchalos para adornar un bolso, hacerte un estuche o un monedero de lo más moderno.

Con estos consejos, tendrás unos vaqueros preciosos, eso sí, tendrás que aguantar a las abuelas diciendo eso de “¿Cómo te compras esos pantalones si vienen rotos?”. Aunque ahora podrás contestarlas que no te los has comprado y que los has hecho tú misma. Y si eres una enamorada del denim, no te puedes perder esta chaqueta vaquera que estará dentro de nada en las estanterías de Primark. La puedes ver en el catálogo de Primark de la próxima temporada y … ¡cuidado! ¡a ver si te vas a enamorar!