Que las modelos de las grandes revistas de moda ostenten unos cuerpos prácticamente perfectos, muchas veces a golpe de photoshop, no es nada nuevo. Si lo es sin embargo abrir una revista y encontrarse con que se ha expuesto sin ningún pudor un cuerpo de apariencia alarmantemente enferma.

La polémica ha saltado de nuevo a la palestra gracias a la edición italiana de la revista Vogue, que abrió su ultimo número con unas fotos de la modelo Karlie Kloss que ponían los pelos de punta con solo mirarlas.

Unas fotos impresionantes que mostraban piel y huesos por todas partes. En las pasarelas la delgadez de esta chica había pasado algo más desapercibida porque la veíamos con ropa encima…en estas fotos luce torso al descubierto y los huesos se dibujan perfectamente bajo la piel de tal forma que la polémica sobre este reportaje ha dado la vuelta al mundo.

Sorprende más si cabe porque las fotos son del gurú  Steven Meisel, un autentico mago de la cámara y quizá por la profesionalidad del trabajo, salta más a la vista si cabe la delgadez extrema de Karlie Kloss.

Una delgadez que muestra de un modo espeluznante la realidad de los cánones imposibles que marca la moda, los mismos cánones que han arrastrado a miles de personas a sufrir trastornos alimenticios y a muchas de ellas a morir a causa de estos.

Quizá en otra época esto no habría sido tan escandaloso, puede que hace unos años cuando la anorexia no había arrasado el mundo como una plaga no hubiese llamado tanto la atención. Pero ahora que el mundo entero esta intentando tirar abajo la idea de que un cuerpo bonito es un cuerpo extremadamente delgado.

Un momento en el que las campañas contra la anorexia y la bulimia son continuas y la sociedad por fin se está concienciando de la lacra social que han supuesto ciertos modelos estéticos.

En este momento, una revista de referencia como es Vogue no se puede permitir sacar unas imágenes como estas como referencia de belleza y además continuar en sus trece ante las críticas, argumentando que esta modelo luce un cuerpo  “musculoso y tonificado”.

no a la anorexia

Esta claro que hay mujeres que por constitución son muy delgadas, pero no se puede imponer este tipo de cuerpo como modelo de belleza porque no es lo normal, más bien es bastante poco frecuente tener los huesos al aire… a no ser que uno padezca una enfermedad.

En Europa la anorexia se ha convertido en una lacra social que ha arrastrado a miles de adolescentes y a un gran número de personas adultas a enfermedades crónicas, muertes prematuras y desordenes de todo tipo.

Parece que en los últimos años la concienciación social de que un cuerpo sano y bonito es otra cosa muy diferente ha ido calando en la sociedad pero ¿Que pasa últimamente? ¿Estamos volviendo al principio?

En mi humilde opinión este reportaje ha sido un patinazo histórico.

Fotos: Vogue Italia

Fuente: El País