Las gemelas Olsen se iniciaron en el munco de la moda en 2006, en cuatro años han conseguido tener tres marcas propias; The Row, Elizabeth and James y Olsenboye.  Ahora se atreven con una linea de bolsos y de calzado para su uno de sus sellos “The Row”.

Una de las claves del exito a parte de su buen trabajo, ha sido el saber ser discretas en un mundo de celebrities y escándalos. Ashley y Mary Kate se alejaron de todo eso. Han presentado sus colecciónes siempre en “petit comité” y se han mantenido lejos de grandes fiestas y pasarelas llenas de estrellas.

Segun informa la versión on line de la revista Elle Americana, esta línea de bolsos y zapatos verá la luz este próximo otoño. Y el objetivo es convertir su pequeño emporio en una marca americana de lujo hecha en America.

Comments are closed.