Aunque nos pese, hay cosas que nunca deberíamos usar si ya pasamos los 35 años. Tal vez piensen que las opiniones ajenas no importan nada, pero si estamos en proceso de crear una marca personal, tenemos que pensarnos de una cierta manera, y una de las primeras tareas a emprender, es la de eliminar aquellos hábitos y costumbres que nos sitúan en el mismo lugar de las chicas de 15 o 20 años.

Si sienten que el tiempo se les paso muy rápido, y que no disfrutaron su adolescencia lo suficiente, creo que ya no es el momento para nostalgias. Es más, hay que aprovechar el paso de los años para crearse un estilo, y la mejor edad es por los 30, cuando ya se tiene una carrera y metas profesionales más o menos definidas.

Algo que nunca deberían usar las chicas que han sobrepasado los 35 años, es un maquillaje pesado, que les haga ver los ojos como mapache, por ejemplo. En cuanto a ropa, tengan cuidado con las minifaldas, las botas largas y las mangas. Cuando los brazos ya están algo fláccidos, jamás se verán estupendas con unas mangas cortas. No se crean los cuentos de los que dicen que todo es una cuestión personal. Si se dan el lujo de andar con ropa de adolescente todos los días, entonces, no se extrañen después porque la gente las esté tratando como adolescentes.

Las pantimedias de chillones están tajantemente prohibidas, lo mismo que los moñitos de niñita y los pinches de colores. Recuerden ese dicho que dice, “como te ven, te tratan”. A veces, muy a mi pesar, creo que esa sabiduría de viejos, tiene toda la razón.

Foto: (Regis A.) flickr