Tal como hemos hablado antes, de que la moda vuelve una y otra vez sin importar lo añosa que haya sido la tendencia, hoy regresan los vestidos tubos, en telas brillantes y opacas que permiten jugar con las formas entregándole a la figura la imagen perfecta a cualquier hora.

tubo1

La gracia del vestido tubo es su versatilidad, ya que viene bien en toda época del año, y su forma permite lucir elegante y bien vestida a las más rellenitas sin complejos. El diseñador Max Azria ha propuesto modelos realmente exquisitos, que pueden ser usados para un cóctel, una fiesta de matrimonio o a diario, dependiendo de la tela, como el vestido negro que vemos, realmente espectacular.

tubo2

Gimbattista Valli propone modelos angelicales, como éste vestido blanco que les muestro en la fotografía, con plumas que le dan suavidad y prestancia a un corte sencillo y marcado a la cintura.

tubo3

Para las más osadas, un vestido como el de Balmain, quedan perfectos, con sus aplicaciones de cristal y estampado de leopardo, dejará con la boca abierta a todos los que lo vean, sólo hay que elegir un buen peinado que realce las curvas y por supuesto, zapatos y mini cartera ad hoc.

Fotos: vogue