La verdad es que siempre pensamos que cuándo no sabemos que ponernos el negro se convierte en la opción infalible. Y aunque no voy a ser yo la que discuta la teoría, más que nada porque me la aplico en las ocasiones en las que no sé muy bien qué look adoptar, en este caso vamos a ir contra marea, y lo vamos a hacer para empezar el año, como decíamos ayer, con un nuevo look que nos habrá las puertas a una vida nueva. ¡Qué con tanta crisis, falta nos hace!

Por eso este año nos toca empezar con optimismo, que para eso se dice que a los optimistas siempre les pasan buenas cosas. ¿Y hay mejor manera de hacerlo que apostando por un colorido vestido en Nochevieja? Yo creo que no, así que por un momento van a intentar irse de tiendas a buscar un vestido que no sea negro. ¿Colores recomendados? Casi podría decirles que el que más les guste, pero he visto muy buenas opciones doradas y plateadas en Blanco, y en colores sólidos en Zara que me han encantado. Aunque para empezarlo con el mejor de los pies, a mi me gustaría que el primer día del 2013 me enganche con un vestido del color esmeralda que ha sido elegido por Pantone como color del 2013. Pero por el momento no he tenido éxito en mi búsqueda.

Y ya que estamos intentando que las cosas cambien, aunque sea empezando por el vestuario, no estaría de más que nos contasen si piensan decir adiós al negro en Nochevieja, si tienen alguna idea del vestido que quieren comprar, o si ya lo tienen listo en el armario. ¡Ya nos contarán en los comentarios! ¡Queremos saber!.